GEMOTERAPIA

 

 

La Gemoterapia, a través del arte de las aplicaciones corporales, se ha convertido en una de las ciencias más avanzadas y eficaces de purificación del alma, desaparecen traumas y el paciente conecta con su propia fuente de la verdad y energía. La capacidad para cambiar y sanar, para aprender de la vida. . . el poder de olvidar y perdonar y de tomar decisiones conscientes. . . la fuerza para vivir, la compasión y la paciencia . . . y, ante todo, el poder de amarse a sí mismo. . .Todos ellos potenciales que adquirimos y controlamos cuando abandonamos esquemas equivocados. Los cristales y las piedras participan en el proceso de autocontrol, incrementando la cantidad de luz presente en el Aura, esa luz pura que estimula y da acceso a poderosos y sutiles reinos del Ser.

En Gemoterapia, las piedras se vuelven formas luminosas cristalizadas y se aplican a partes específicas del cuerpo, como pueden  ser los centros nerviosos vitales, las zonas de los  Chakras y puntos del Plexosolar. Las piedras actúan a modo de catalizador  para perpetuar e integrar más colores y más luz en las energías sutiles del áura humana.

La frecuencia de energía acrecentada permite disipar las negras nubes del dolor reprimido o sin remedio, que abruman el alma, confunden la mente y enferman el cuerpo. Los cristales pueden neutralizar esa carga negativa, la energía queda entonces liberada de bloqueos psíquicos y físicos. El poder transformador de las piedras vuelve a poner en circulación  la energía, guiándola hacia su fuente, para su posterior uso consciente. Este proceso de reprogramación consciente es un instrumento muy valioso para transformarnos y adquirir poder personal.

La finalidad de la Terapia consiste en ayudar a neutralizar, equilibrar y armonizar los cuerpos físicos, mentales y emocionales hasta lograr que conecten todos con  su propios recursos interiores.