MÉTODO AKKINSON

El Método Akkinson es un masaje especializado en la espalda y las cervicales, consistente en  imprimir movilidad al tejido muscular y especialmente a su componente conjuntivo: foscos y aponeurosis, epimisio, perimisio, endomisio y tendones. El objetivo es elastificar y flexibilizar dichos tejidos, reducir su rigidez y tensión y liberar las adherencias.

– El masaje activa la circulación sanguínea y la fluidez de los líquidos intersticiales y linfáticos.

– Drena y renueva, acelera el tránsito y la expansión de los fluidos orgánicos.

– Facilita los procesos de distribución y recepción de elementos vitales: nutrientes, oxígeno, hormonas, enzimas, vitaminas, sales     minerales y otras sustancias imprescindibles para la vida, la conservación y restauración  de los tejidos.

– Disuelve y elimina materias sobrantes y agentes nocivos para los tejidos: metabólicos, toxinas, ácidos, gases, etc. . .

– Atenúa la hiperexcitabilidad de los receptores nerviosos. Genera analgesia y sedación.

– Optimiza los intercambios fisiológicos y la función celular. Y por extensión, las principales funciones fisiológicas y mecánicas que las células forman.